Los Stones por Buenos Aires

Publicado por

La presencia de los Stones deja números sorprendentes para sus tres conciertos, que esperan a más de 53 mil espectadores por función, ya que se pusieron a la venta 160 mil tickets, que dejaron una recaudación superior a los 400 millones de pesos. Se aguarda que la gente se movilice en unos 15 mil autos por jornada, mientras que la capacidad hotelera de la ciudad está ocupada en un 98 por ciento, que representa todo un record.

El Estadio abrirá sus puertas a las 16. Los que compraron campo de juego deberán ingresar por la avenida 32 y 20, mientras que los plateístas e invitados por 25 y 526. La primera banda soporte será La Beriso y tocará a las 18, mientras que la previa al ingreso de Jagger y compañía estará amenizado desde las 19.30 por Ciro y los Persas.

Los Stones se subirán a un escenario que tiene una estructura de 56 metros de ancho y 25 de profundidad, que cuenta además con una plataforma desplegable de unos 40 metros de largo y una pared de pantallas de led, que llegó en los últimos días en dos aviones desde los Estados Unidos y fue lo último en montarse.

Los Rolling volverán a estar acompañados en esta gira por Sudamérica por el bajista Darryl Jones, que desde 1993 participa con ellos, pero no es considerado miembro oficial del grupo. Además se suma, al igual que en Chile, la corista neoyorkina Sasha Allen para formar tandem con Bernard Fowler.

Luego de los tres recitales en La Plata, que comienzan hoy a las 21, prosigue el miércoles 10 y finaliza el sábado 13 los Stones extenderán la parte final de su gira en Uruguay y Perú, países que los recibirán por primera vez.

STONES SUELTOS EN BAIRES

A través de fotos subidas a las redes sociales los Rolling Stones ya el mismo jueves cuando desembarcaron en Buenos Aires, luego de haber llegado desde Chile, y de instalarse en sus respectivos hoteles (no se alojan todos en el mismo), invitaciones y diversas actividades comenzaron a sumarse a sus agendas, pero ellos eligieron la paz de sus hogares transitorios.

Keith Richards eligió cenar en el exclusivo restaurante Nuestro Secreto, del Four Seasons, hotel en el que eligieron hospedarse él y el baterista Charlie Watts, quien en su tiempo libre se dedica a descansar, leer, disfrutar de jazz music en su habitación y dedicarse al relax de la siesta. Richards fue, además, el único que se asomó al balcón para hacer delirar a los varios fans que esperaban verlo.

Por su parte, Ron Wood, quién eligió quedarse en el Faena de Puerto Madero, aprovechó para presenciar el espectáculo Rojo Tango, un show que se presenta para los huéspedes del hotel. El guitarrista inglés rechazó el sector VIP que le ofreció el personal de seguridad y se ubicó en una de las mesas del fondo para ver el espectáculo. Al final, se fotografió con los bailarines.

En tanto el legendario Mick Jagger, de incógnito, pero no tanto subió a su cuenta de Instragram fotos en pleno bosque de Palermo, cerca del Planetario.