Los chicos y las mascotas

Publicado por

Cuando una mascota llega por primera vez al hogar hay que darles y darse unas semanas de adaptación. Con el paso de los días las mascotas se convertirán en un integrante más de la familia. Según una encuesta de Mascotasok.com más del 30% de las personas define a sus perros y gatos como miembros de la familia y el 15% afirma que son como hijos. El sentimiento que una mascota despierta en sus amos llega a una intensidad comparable a la de su propia familia.

Para los niños de la familia son muchos los beneficios que tiene el cuidar de una mascota. Entre ellos encontramos:
Juegos espontáneos y creativos: en épocas donde el juego creativo se está viendo desplazado por la tecnología, tener una mascota permite recrear la espontaneidad del juego y disfrutar de la creatividad que se pone en juego al interactuar con una mascota.

Transmisión de valores: tener una mascota permite desplegar nociones de responsabilidad en los niños. Es aconsejable que las familias se repartan las tareas de cuidado respecto de su mascota y que no todo recaiga sobre los padres. Por ejemplo: uno le pone la comida, otro el agua, otro lo peina, otro lo baña, lo saca a pasear, etc. De este modo los niños van aprendiendo a cuidar a otro, ya que un animal es un ser vivo y requiere cuidados especificos, y asi el niño podrá aprender a generar auto cuidado o cuidado personal.