El 29 de noviembre Javier Malosetti llega con JM4 a Niceto

Publicado por

El bajista argentino Javier Malosetti se presenta junto a su nueva formación, JM4, el próximo viernes 29 a las 21 en Niceto (Niceto Vega 5510) en una nueva escala de una gira que viene desarrollando por distintas ciudades del país.

Tras cuatro años de recitales por Argentina, shows en Chile, Uruguay y China -con conciertos en Shanghai- y tres discos editados («Electrohope», «Ten» y «En ves») junto a Electrohope, Malosetti vuelve al escenario con JM4, proyecto que definió como “un formato mucho más tranquilo que Electrohope”.

El cuarteto integrado por el tecladista Mariano Agustoni, el baterista Javier Martínez Vallejos y el bajista y percusionista Damián Carballal, surgió para contrarrestar el sonido eléctrico y enérgico de impronta roquera que caracterizaba a Electrohope, aunque “eso no quiere decir que se me suelte la cadena y la roquee”, sostuvo el bajista entre risas.

“Los músicos con los que estoy interactuando -agregó- tienen una impronta diferente, son muy eclécticos, tocan en bandas de rock y jazz; y esa es la dinámica que me gusta, en la que se pueden abordar diferentes estilos”.
-Como productor de tus propios discos y músico con sello propio (“O Day Music”), «seguís apostando al formato CD?

-No uso el CD como formato pero sí como algo que termina la concreción de un proyecto. El disco me parece que está en su propio funeral; ya nadie va a las disquerías, pero estoy en contra de comprar canciones sueltas.

El disco busca demostrar que el producto está terminado, que hay temas que están dispuestos en un orden que no es random y que fueron minuciosamente seleccionados en tratamiento de la temática del álbum. Por ese lado me gusta el CD, porque implica todo el laburo no visible que hay detrás; pero no me parece mal que se descargue música de Internet.

-¿Cómo concebís el término “reinventar” dentro de lo que hacés?

-Creo que la idea de reinventarse tiene que ver con artistas pop, que buscan reproducir lo más fielmente posible sobre el escenario lo que ha sido grabado. Al igual que en el teatro, donde el trabajo se basa en la repetición e incluso, no hacerlo es tomado como una falta de solidaridad.