Ruinas bizantinas en la isla del Lago Darwin del Ex Zoológico.

Spread the love

Ruinas bizantinas y restos del arte bizantino en Palermo Soho, SI tenes tiempo de caminar por el Ecoparque te recomendamos ir a ver una pieza Bizantina, Cuenta la historia que llegaron al Zoo en 1904 y el ex director Clemente Onelli las hizo colocar a orillas del lago Darwin. Adquirido en Trieste; controvertido director del Zoológico, quien hizo colocar ese grupo de columnas sin orden alguno que el municipio había hecho traer de Europa años antes.

Se trata de un pórtico redondo conocido como Hemiciclo Bizantino desde su inauguración (llamado así genéricamente, aunque nadie de mostró su origen ni es realmente un hemiciclo), ubicado en una isleta artificial en el también lago artificial llamado Lago Darwin, a pocos metros de la entrada por la calle Santa Fe.

Clemente Onelli, tenía una larga trayectoria como académico, explorador, naturalista de la vieja estirpe. Había llegado al país en 1888 a los 25 años, desde Roma, con una formación académica importante y, de inmediato se incorporó al Museo de La Plata para colaborar con el perito Moreno.

Sin duda este lago es un ejemplo de avanzada en la aplicación de alta tecnología biológica para el manejo de lagos recreativos urbanos.

El lago luego de décadas de abandono se realizó la extracción de 2.000 m3 de sedimento, y se recuperó el perfil histórico se impermeabilizó el lago con bentonita (arcilla natural).

El lago cuanta con un sistema de recirculación, un sistema de oxigenación y un sistema de retención de sedimentos.

El sistema de humedal de tratamiento de la calidad del agua está formado por contenedores perimetrales y dos áreas de tratamiento. A estas se suma un canal de vegetación acuática flotante el que se inicia con el tratamiento del agua mediante un sistema de rejillas flotantes con vegetación de filtración.

El es responsable de instalar lo que podría ser la frutilla del postre en un futuro museo de historia arquitectónica. Se trata del Pórtico Bizantino, una construcción de siete columnas que hoy se puede ver como una ruina en la isla del lago Darwin, apenas se traspone la entrada del ex Zoo. Este conjunto podría ser una de las piezas de arqueología europea más importantes de la Argentina, como lo demuestra la investigación del arquitecto Daniel Schávelzon en su notable libro.

El ecosistema del lago Darwin además se instaló vegetación que cumple la función de favorecer la fitorremediación. Es una técnica que aprovecha la capacidad de ciertas plantas acuáticas para absorber, acumular, metabolizar, volatizar o estabilizar contaminantes.

La estructura de agua corriente de Palermo.

El parque Tres de Febrero, conocido popularmente como los Bosques de Palermo, es un conjunto de parques ubicado en el barrio de Palermo, en Buenos Aires, Argentina. Destaca por sus arboledas, lagos y rosedal, que conforman la zona verde más popular de la ciudad y en cuya ampliación y diseño colaboró el paisajista Carlos Thays.

Los parques de Palermo fueron planeados en sectores que fueron creciendo con el tiempo. Pero todos se pensaron con un mismo sistema ya que se trataba de terrenos inundables. Si bien era obvio desde el siglo XIX cuando Juan Manuel de Rosas tenía allí su residencia que el río se alejaba dejando sedimentos en la orilla, por lo que cada vez era más raro que cubriese la zona. Igualmente no faltaban las sudestadas y las lluvias caudalosas. Rosas había desarrollado un sistema para resolver ese inconveniente gracias al ingeniero Nicolás Descalzi.

https://palermonline.com.ar/wordpress/hallazgos-arqueologicos-en-el-lago-darwin-del-jardinzoologico-una-camara-subterranea/