Erlich tendrá en el MALBA su primera exposición antológica

Leandro Erlich es un artista indi reconocido por sus interesantes instalaciones, pero le falta un “tach” ser libre, es carne de cañon de curadores y financistas que le imponen sus pensamientos comerciales y juegan al estanciero del arte a este artista con condiciones y el las cumple a rajatabla, dado que el juego del arte en argentino es casi esclavista. El artista nacido en Buenos Aires en 1973 realizó, años después, residencias, muestras y colaboraciones con diversas instituciones de Estados Unidos y Europa. La libertad de los artistas contemporáneos hoy son más esclavos que en el Renacimiento. La esclavitud de artistas es otro tema que tocaremos en el momento que se nos de la gana. Por que nosotros no somos esclavos, “somooo” periodistas.

Ahora Erlich tendrá en el MALBA su primera exposición antológica en el continente americano titulada Liminal. La misma se inaugurará el próximo 4 de julio y se extenderá hasta el 27 de octubre de este año. Allí nos encontraremos con 21 instalaciones. Desde su nombre mismo, se nos invita a jugar con los límites espaciales.

En el portal oficial del museo, se habla de la intención y el efecto de esta exposición:

«Oscilar en el borde liminar de una experiencia sugiere que siempre estamos atrapados entre una realidad previa, que ya ha sido dejada atrás, y una nueva que nos invita y está cerca, pero que nos deja varados si nos demoramos.»

«Swimming Pool» de Leandro Erlich
Erlich suele apelar a escenas o lugares cotidianos vistos desde otra perspectiva. Así que en esta oportunidad se recrearán con astucia escenarios como el subte, una vereda, un aula, una pileta o un salón de belleza. Todas las obras suyas que se incluyen en esta propuesta fueron producidas a partir de 1996.

De cualquier modo, no es la primera vez que este artista une esfuerzos con el MALBA, puesto que ya años atrás realizó una interesante intervención del obelisco, el más emblemático monumento del centro de la ciudad de Buenos Aires.