La Banda Sinfónica de Buenos Aires en Parque Centenario

Publicado por

Ayuda a la infancia Durante la actuación a beneficio del Hospital “Pedro de Elizalde” presenciada por numeroso público bajo la batuta del Maestro Mario Perusso también cantó el tenor Iván Gancedo. El evento fue destacado por el Vicepresidente Pimero de la Legislatura, Diputado Cristian Ritondo.
La Banda Sinfónica de la Ciudad de Buenos Aires, calificada formación que ofreció un concierto benéfico en el Anfiteatro “Eva Perón” del Parque Centenario -situado en la calle Leopoldo Marechal y Lillo- interpretando obras de Giuseppe Berni, Ruggiero Leoncavallo, Franz Lehúr, Giacomo Puccini, Astor Piazolla, Mariano Mores, Héctor Panizza, Jerónimo Giménez y Lucho Dalla, fue celebrada por el Vicepresidente Pimero de la Legislatura, Diputado Cristian Ritondo.

“Fue un honor poder contar con la Sinfónica de Buenos Aires, nuestra más que centenaria y reconocida orquesta; contar también con la presencia de este genial tenor, Iván Gancedo, conocido en gran parte del globo por su calidad interpretativa y la dirección del Maestro Mario Perusso”, afirmó Ritondo. Sobre la actuación que tuvo lugar el viernes pasado comentó que “se han conjugado la belleza del arte musical de un grupo de muy destacados profesionales con la solidaridad de los vecinos de la Ciudad, para ayudar a una institución que se esfuerza por brindar los mejores y más sofisticados servicios de salud a nuestros niños”.

El Hospital General de Niños “Pedro de Elizalde”, ex Casa Cuna, ubicado en avenida Manuel Montes de Oca N° 40, es el hospital pediátrico más antiguo del continente americano pues fue creado el 7 de agosto de 1779 por el virrey Vértiz. En la actualidad en sus 144 consultorios externos se atienden unos 550.000 niños por año, de los cuales quedan internados 10.000 aproximadamente, y el 70% de estos pacientes proviene de la zona sur del Gran Buenos Aires.

La Banda Sinfónica de la Ciudad de Buenos Aires, actualmente bajo la batuta del Maestro Mario Perusso, es uno de los cuerpos musicales de mayor prestigio y trayectoria de nuestro país. Y con el correr de los años, ha quedado establecida como uno de los íconos urbanos más representativos. Creada con el propósito de celebrar el primer centenario de la Revolución de Mayo, por iniciativa del maestro Antonio Maligniza, y para fomentar la identidad musical de Buenos Aires. Luego de su debut en el Teatro Colón, el 14 de mayo de 1910, comenzó su ininterrumpida tarea de divulgación en el ámbito de la ciudad, fundamentalmente en parques y plazas – incluso con ese propósito fue construida la tradicional Glorieta de Barrancas de Belgrano -, así como también en salas de conciertos y escuelas porteñas.