Cuarentena total. Alberto Fernández declaró un «aislamiento social preventivo».

El presidente Alberto Fernández anunció un aislamiento social desde mañana hasta el 31 de marzo y advirtió hoy que el gobierno será «absulatmente inflexible» con quienes violen el aislamiento social preventivo y obligatorio declarado ante la pandemia del coronavirus.



El presidente Alberto Fernández informó esta noche que el 2 de abril (feriado por la Guerra de Malvinas) se adelantará al martes 31 de marzo y el lunes 30 será feriado «puente».

El objetivo es acumular la mayor cantidad de días inhábiles para favorecer la cuarentena por el coronavirus, explicó el Presidente.

El presidente Alberto Fernández declaró hoy un «aislamiento social preventivo» desde esta medianoche hasta el 31 de marzo, al término de una reunión que mantuvo con gobernadores, ministros y funcionarios, en la cual se analizaron medidas a implementar con el objetivo de contener la pandemia del coronavirus.

Según se adelantó ayer en Casa de Gobierno, tras la reunión que el Presidente mantuvo con los jefes parlamentarios de la oposición, el gobierno nacional analiza avanzar hacia un «proceso que aumente las restricciones y los niveles de aislamiento», lo que sería debatido en el encuentro con los mandatarios provinciales de hoy.

La cuarentena total podría decretarse entre el 20 y el 30 de marzo, que sólo tienen cuatro jornadas laborales ya que hay feriados puentes del Día Nacional de la Memoria (24 de marzo) y el Día del Veterano y de los Caídos en la Guerra de Malvinas (2 de abril), que se adelantaría por única vez.

La medida incluiría adelantar el feriado del 2 de abril al 30 de marzo y ordenar una restricción para todos que se iniciaría en el primer minuto del 20 de marzo y concluiría a las 23:59 del 30 de marzo. Los comercios vinculados a la compra de alimentos o insumos necesarios para preservar la salud quedarían abiertos.

La cuarentena total implica un control exhaustivo de los espacios públicos para limitar la circulación y evitar una posible propagación. Alberto Fernández diseñó un sistema de contralor que involucra a todos las policías provinciales ydespliegue de las fuerzas de seguridad nacionales.

Con la cuarentena estará garantizado el acceso a la comida para toda la familia, que funcionará el sistema de salud estatal y privado y que se permitirá circular sí -y solo sí- hay un motivo fundado. En caso contrario, se prohibirá abandonar la residencia y transitar los espacios públicos.

A la reunión de esta tarde no asistirán el gobernador de Mendoza, Rodolfo Suárez, quien dispuso que el que salía de la provincia debe cumplir cuarentena obligatoria, y su par de Catamarca, Raúl Jalil, quien cumple con un aislamiento preventivo debido a que días atrás viajó a Toronto, Canadá.

También concurrirá el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodriguez Larreta, con quien ayer el jefe de Estado se reunió dos veces, en la Casa Rosada, para coordinar las medidas que día a día se van resolviendo para afrontar la pandemia, que tiene al distrito porteño con la mayor cantidad de infectado hasta ahora.