Fase 6. Pandemia: El Coronavirus. Medidas de prevención.

Compartí las noticias de Palermo

¿Se están tomando las medidas adecuadas? ¿Se sospecha que hay superdiseminadores?. ¿Es un nuevo tipo de Terrorismo? o ¿Es algo común en los humanos y los animales?

La Organización Mundial de la Salud declaró el coronavirus como una pandemia

Hay 118.000 casos en el mundo en 114 países, de acuerdo al último parte del organismo.

Comencemos por la Prevención

Una pandemia, vocablo que procede del griego pandêmon nosêma, de παν (pan = todo) + δήμος (demos = pueblo) + nosêma (= enfermedad), expresión que significa enfermedad de todo un pueblo es la afectación de una enfermedad infecciosa de los humanos a lo largo de un área geográficamente extensa.

Causas

En origen, el coronavirus MERS-CoV es un virus zoonótico que se transmite de animales a personas. Según se desprende del análisis de varios de sus genomas, se cree que el virus se originó en murciélagos y se transmitió a los camellos en algún momento de un pasado lejano.

Se cree que el coronavirus del SRAS tuvo su origen en los murciélagos, saltando posteriormente a alguna otra especie de pequeño mamífero, como la civeta, y por último a los humanos.

Evalúa tus síntomas

Síntomas

En general, los síntomas principales de las infecciones por coronavirus suelen ser:

Secreción y goteo nasal.
Tos.
Fatiga.
Dolor de garganta y de cabeza.
Fiebre.
Escalofríos y malestar general.
Dificultad para respirar (disnea)

En espectro clínico de este tipo de infecciones varía desde la ausencia de síntomas hasta síntomas respiratorios leves o agudos. Esta tipología suele cursar con tos, fiebre y dificultades respiratorias.

Es frecuente que haya neumonía y, en el caso del MERS, también se pueden registrar síntomas gastrointestinales, en especial, diarrea.

Tal y como ocurre con el virus de la gripe, los síntomas más graves (y la mayor mortalidad) se registra tanto en personas mayores como en aquellos individuos con inmunodepresión o con enfermedades crónicas como diabetes, algunos tipos de cáncer o enfermedad pulmonar crónica. En casos extremos puede ocasionar insuficiencia respiratoria.

Control de temperatura.

Medidas de prevención recomendadas por la OMS incluyen el lavado regular de manos, cubrirse la boca cuando se va a toser o estornudar y evitar el contacto directo con personas que muestren síntomas de enfermedad respiratoria o con animales vivos sin medidas de protección adecuadas.

Lavarse las manos frecuentemente con agua y jabón por al menos 20 segundos, en especial después de ir al baño, antes de comer, y después de sonarse la nariz, toser o estornudar.

Si no hay agua y jabón fácilmente disponibles, use un desinfectante de manos que contenga al menos un 60 % de alcohol.

Lavarse las manos siempre con agua y jabón si están visiblemente sucias.

Evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca con las manos sin lavar.

Evitar el contacto cercano con personas enfermas.

Quedarse en casa si está enfermo.

Cubrirse la nariz y la boca con un pañuelo desechable al toser o estornudar y luego botarlo a la basura.

Limpiar y desinfectar los objetos y las superficies que se tocan frecuentemente, usando un producto común de limpieza de uso doméstico en rociador o toallita.

El 11 de febrero del 2020, la Organización Mundial de la Salud anunció que el nombre oficial de la enfermedad que está causando el brote del nuevo coronavirus 2019 es COVID-19.

Fases de alerta de pandemia según la OMS (2009). Fase y Descripción.

Fase 1 No hay entre los animales virus circulantes que hayan causado infecciones humanas.

Fase 2 Circulación entre los animales domésticos o salvajes de un virus gripal animal que ha causado infecciones humanas, por lo que se considera una posible amenaza de pandemia.

Fase 3 Existencia de un virus gripal animal o un virus reagrupado humano-animal que ha causado casos esporádicos o pequeños conglomerados de casos humanos, pero no ha ocasionado una transmisión de persona a persona suficiente para mantener brotes a nivel comunitario.

Fase 4 Transmisión comprobada de persona a persona de un virus animal o un virus reagrupado humano-animal capaz de causar «brotes a nivel comunitario».

Fase 5 Propagación del virus de persona a persona al menos en dos países de una región de la OMS.

Fase 6 Además de los criterios que definen la fase 5, hay acompañamiento de la aparición de brotes comunitarios en al menos un tercer país de una región distinta.

Pandemias históricas

Ha habido un número importante de pandemias en la historia humana, todas ellas generalmente zoonosis que han llegado con la domesticación de animales — tales como la viruela, difteria, gripe y tuberculosis. Ha habido un número de epidemias particularmente importantes que merecen una mención por encima de la «mera» destrucción de ciudades:

Plaga de Atenas, durante la Guerra del Peloponeso, 430 a. C. Un agente desconocido, posiblemente fiebre tifoidea​ mató a la cuarta parte de las tropas atenienses y a una cuarta parte de la población a lo largo de cuatro años. Esto debilitó fatalmente la preeminencia de Atenas, pero la virulencia absoluta de la enfermedad evitó una mayor expansión.

Peste antonina, 165-180. Posiblemente viruela traída del Oriente próximo; mató a una cuarta parte de los infectados y hasta cinco millones en total. En el momento más activo de un segundo brote (251-266) se dijo que morían 5.000 personas por día en Roma.

Peste de Justiniano, comenzó en 541. Es el primer brote registrado de la peste bubónica. Empezó en Egipto y alcanzó Constantinopla en la siguiente primavera, matando (de acuerdo al cronista bizantino Procopio de Cesarea) 10.000 personas por día en su momento más activo y quizá a un 40% de los habitantes de la ciudad. Continuó hasta destruir hasta la cuarta parte de los habitantes del Mediterráneo oriental.

La peste negra, comenzó en el siglo XIV. Ochocientos años tras el último brote, la peste bubónica volvía a Europa. Comenzando en Asia, la enfermedad alcanzó el Mediterráneo y Europa occidental en 1348 (posiblemente llevada por mercaderes italianos que huían de la guerra en Crimea), y mató a veinte millones de europeos en seis años, una cuarta parte de la población total y hasta la mitad en las zonas urbanas más afectadas.

Cólera: Pandemias de cólera en España o Cólera (siglo XIX).
Primera pandemia (1816-1826). Previamente restringida al subcontinente indio, la pandemia comenzó en Bengala y se expandió a través de la India hacia 1820. Se extendió hasta la China y el mar Caspio antes de disminuir.

La segunda pandemia (1829-1851) alcanzó Europa, Londres en 1832, Nueva York en el mismo año, y la costa del Pacífico en Norteamérica por 1834.

La tercera pandemia (1852-1860) principalmente afectó a Rusia, con más de un millón de muertos.

La cuarta pandemia (1863-1875) se extendió en su mayor parte por Europa y África.

La quinta pandemia (1899-1923) tuvo pocos efectos en Europa gracias a los progresos en salud pública, pero Rusia fue gravemente afectada de nuevo.
La sexta pandemia, llamada «El Tor» por la cepa, comenzó en Indonesia en 1961 y alcanzó Bangladés en 1963, India en 1964, y la URSS en 1966.
La «gripe española» (1918-1919). Comenzó en marzo de 1918 en Fort Riley, Kansas, Estados Unidos. Una grave y mortífera cepa de gripe se expandió por el mundo. La enfermedad mató a 25 millones de personas en el curso de seis meses; algunos estiman el total de muertos en todo el mundo en más del doble de ese número. Unos 17 millones se estima que murieron en la India, 500.000 en los EE.UU. y 200.000 en Inglaterra. Se desvaneció en 18 meses y la cepa concreta fue la H1N1.

La gripe asiática de 1957.

La gripe de Hong Kong de 1968.

La gripe rusa de 1977.

VIH Es la enfermedad que consiste en la incapacidad del sistema inmunitario para hacer frente a las infecciones y otros procesos patológicos, es considerada pandemia debido a su rápida propagación, sus víctimas se estiman entre los 20 y 25 millones, sobre todo en África.
El tifus es la enfermedad epidémica de tiempo de guerra, y ha sido llamada algunas veces «fiebre de los campamentos» debido a su patrón de estallar en tiempos de penalidades. Emergiendo durante las Cruzadas, tuvo su primer impacto en Europa en 1489, en España. Durante la lucha entre los españoles cristianos y los musulmanes en Granada, los españoles perdieron 3.000 efectivos por bajas de guerra y 20.000 por tifus. En 1528 los franceses perdieron 18.000 efectivos de sus tropas en Italia y perdieron la supremacía en Italia en favor de los españoles. En 1542, 30.000 personas murieron de tifus mientras combatían a los otomanos en los Balcanes. La enfermedad también jugó un papel de importancia en la destrucción de la Grande Armée de Napoleón en Rusia en 1811.

Otras epidemias se produjeron en los encuentros entre los exploradores europeos y las poblaciones del resto del mundo, produciéndose frecuentemente epidemias locales de extraordinaria virulencia. La enfermedad mató a gran parte de la población nativa (guanche) de las Islas Canarias en el siglo XVI. La mitad de la población nativa de la isla La Española en 1518 murió por la viruela. La viruela también destrozó México en la década de 1520, matando a 150.000 personas sólo en Tenochtitlan, incluyendo el emperador, y Perú en la década de 1530, ayudando a los conquistadores españoles. El sarampión mató a dos millones más de nativos mexicanos en la década de 1600. Y aún en 1848-49, tanto como 40.000 de 150.000 nativos hawaianos se estima que murieron de sarampión, tos ferina y gripe.

El síndrome respiratorio agudo severo de 2002.
La gripe aviaria de 2003, en su cepa H5N1, se convirtió en amenaza de pandemia en 2005, cuando se produjeron los primeros contagios en seres humanos.

La gripe A (H1N1), también conocida como gripe porcina (2009-2010) es una enfermedad infecciosa causada por un virus perteneciente a la familia Orthomyxoviridae, que es endémica en poblaciones porcinas. Estas cepas virales, conocidas como virus de la influenza porcina o SIV (por las siglas en inglés de «Swine Influenza Viruses») han sido clasificadas en Influenzavirus C o en alguno de los subtipos del género Influenzavirus A, siendo las cepas más conocidas H1N1, H3N2, H3N3. El 11 de junio la Organización Mundial de la Salud (OMS) la clasificó como de nivel de alerta seis; es decir, actualmente es una pandemia. La tasa de letalidad de la enfermedad que inicialmente fue alta, ha pasado a ser baja al iniciar los tratamientos antivirales a los que es sensible.

Ébola
Hay también un número de enfermedades desconocidas que fueron extremamente graves pero que ahora se han desvanecido, de manera que su etiología no puede ser establecida. Los ejemplos incluyen la peste antes mencionada de Grecia en 430 a. C. y el Sudor inglés de la Inglaterra del siglo XVI, que fulminaba a la gente en un instante y que fue mucho más temido que la peste bubónica.

CORONAVIRUS

El coronavirus debe su nombre al aspecto que presenta, ya que es muy parecido a una corona o un halo. Se trata de un tipo de virus presente tanto en humanos como en animales.

En los últimos años se han descrito tres brotes epidémicos importantes causados por coronavirus:

SRAS-CoV: El síndrome respiratorio agudo y grave (SRAS, también conocido como SARS y SRAG) se inició en noviembre de 2002 en China, afectó a más de 8.000 personas en 37 países y provocó más de 700 muertes. La mortalidad del SRAS-Cov se ha cifrado en el 10% aproximadamente.

MERS-CoV: El coronavirus causante del síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS) fue detectado por primera vez en 2012 en Arabia Saudita. Se han notificado hasta octubre de 2019 más de 2.400 casos de infección en distintos países, con más de 800 muertes. La letalidad es, por tanto, del 35%.

COVID-19: A finales de diciembre de 2019 se notificaron los primeros casos de un nuevo coronavirus en la ciudad de Wuhan (China). Desde entonces el goteo de nuevos infectados por el virus COVID-19 (antes llamado 2019nCoV) ha sido continuo y su transmisión de persona a persona se ha acelerado.


La OMS alertó que el mundo debe prepararse para «una posible pandemia»

Los casos se estabilizaron en China con 77.362 personas enfermas y 2.618 muertes, pero hay un aumento de contagios en Italia, Irán y la República de Corea.

El director de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, informó hoy que la epidemia por el coronavirus Covid19 «se estabilizó» en China donde se confirmaron 77.362 personas enfermas y 2.618 muertes, y alertó que el mundo debe prepararse «para una posible pandemia» ante el aumento de los casos en Italia, Irán y la República de Corea.

En conferencia de prensa, Tedros agregó que hay registros del nuevo coronavirus «en 28 países y 23 muertes» fuera de China.

Asimismo, detalló que el país asiático «ha reportado 416 nuevos casos confirmados y 150 muertes» en las últimas 24 horas.

«Nos alienta la continua disminución de casos en China», dijo Tedros, quien brindó detalles de la misión de la OMS en ese país, que concluyó con una serie de hallazgos.

World Health Organization

El equipo de la organización «ha viajado a varias provincias diferentes, incluido Wuhan”, capital de la provincia Hubei, en China central, donde se originó la epidemia.

«Encontraron que el Covid19 alcanzó su punto máximo y se estabilizó entre el 23 de enero y el 2 de febrero y ha estado disminuyendo constantemente desde entonces» y que «no ha habido cambios significativos en el ADN del coronavirus».

También que «el tiempo de recuperación de personas con coronavirus es de aproximadamente dos semanas, mientras que quienes tienen enfermedades graves o críticas, el tiempo de recuperación es de entre tres a seis semanas».

«El equipo también estima que las medidas tomadas en China han evitado un aumento significativo de casos de Covid19», destacó Tedros.

El director de la OMS señaló que el virus «tiene potencial para ser una pandemia», pero que «según nuestra evaluación aún no llegamos a esa instancia».

«Usar la palabra pandemia ahora no se ajusta a los hechos. Debemos centrarnos en la contención, mientras hacemos todo lo posible para prepararnos para una posible pandemia», aseveró el directivo

.